Inicio

Sentimientos versados para el universo

PARA MÓNICA

Con los ojos abiertos al asombro

se carga de vivencias en cada viaje,

en su tibio regazo mece la mochila

con la que humildemente

acarrea experiencias.

Apenas llega

y ya se está yendo,

pero siempre, te hace sentir

que la tienes cerca.

Por ella, sabes más de los caminos,

más de algún albergue,

o las razones de la risa de un niño,

más de naturaleza,

de animales, de perros, de gorilas,

en  su alma aventurera danzan juntas

la luz, las sombras, penas y alegría,

porque ella es aventura,

nada es para su espíritu, imposible,

su lema, vivir, embriagarse de vida.

VIAJE  MOCHILA  ALBERGUE  GORILAS  AVENTURA

África Sánchez López

SOMOS TANTO Y TAN POCO!

Llegamos a la vida
en un viaje más corto
de lo que pensamos,
sin una mochila de afectos
necesarios,
y carencias, que no encuentran
un albergue justo para quedarse
y huyen dejándonos desnudos.
No somos nada
y somos todo el mundo,
la ternura escondida en un espalda
plateada
se nos antoja grandiosa,
somos un poco gorilas,
somos por ello personas,
somos todo, nada,
solo seres humanos
caminando por la vida.
Una aventura en sí misma.
Somos tan poco y tanto!

VIAJE MOCHILA ALBERGUE GORILAS AVENTURA

África Sánchez López

EL OTRO LADO DE LO SOLIDARIO

Yo siento la verdad agonizante,
se disfraza en el ocaso de justicia
y se viste de uniforme
poblando de colores y sermones
rostros opacos.
Tienen esos rostros
rojizos tonos
donde la obesidad reposa
sin causarles temor ningún reproche,
bocas que hablan
de amor y misericordia
con ciega voluntad
de no mirar el sufrimiento real
que reposa sus huesos en cemento
noche tras noche
bajo su mismo cielo.
Consiguen esos rostros
restarle luz a las estrellas,
son actitudes falsas
y necia hipocresía
donde dormita, engordando sin escrúpulo,
la solidaridad que nunca llega.

VERDAD JUSTICIA AMOR MISERICORDIA SOLIDARIDAD

África Sánchez López

NO AMENACES

Sal de mí definitivamente,
inicia tu viaje a la cobardía,
deja tus amenazas en el aire
que volarán sin duda hacia lo invisible.
Empezarán entonces
a curarse mis heridas,
volviendo la humedad a mi piel,
y en los surcos
masacrados por tu indiferencia,
esos, en los que van desapareciendo
mis ruegos,
esos, en los que te había mendigado
sumida en sombras,
tu atención,
alguna caricia…
sonarán arias, sencillas romanzas,
bailarán libres las batutas,
regresarán del precipicio
serenidades extintas.

África Sánchez López

AHORA ME VEO

En un lecho donde quise que fermentaran
todas las impurezas,
aprendí a reírme de mis errores
enamorándome de lo obsceno,
la funda de la almohada
en complicidad con mi atrevimiento,
todo me lo ha perdonado,
Ya consigo verme
en los espejos.

África Sánchez López

PARA HECTOR FERNÁNDEZ

Qué traes en tus entrañas

que al mirarte siento las mejores caricias

nunca recibidas,

esa tibia sonrisa, que se hace música

en tu silencio,

lleva al extremo mis sueños.

Quiero ser la batuta de tus latidos

y, en trémulos pasos

ir acercándome a las yemas de tus dedos

donde me consta que llevas grabado

el cariño recibido,

ese, que regalas con humor espontáneo

mecido en la positiva actitud

de tus abrazos. 

MÚSICA  BATUTA  CARIÑO  HUMOR  ACTITUD

MI ENLACE CON LA LIBERTAD

Con el corazón
siempre abierto al color de la vida,
a las primicias de los estrenos,
paseo mis guiones de cine
por las calles de Toledo,
sueño, la vida es eso,
que en una suite de un hotel
con encanto,
nos juntamos los olvidados,
mis amigos de la calle y yo,
hacemos del sufrimiento alimento,
y de la tragedia, comedia.
En todos mis guiones me vacío
de penas,
y, en la Travesía del Arquillo
le canto a las estrellas.
Me responden los muros,
suena…
Le nozze di Figaro
que Mozart escribió para mí,
la marcha nupcial
de mi libertad.

CINE  TOLEDO  SUITE  COMEDIA  NUPCIAL

África Sánchez López

ME HUBIERA GUSTADO

En mi truncada curiosidad
se agolpan las heridas
yéndose a la deriva
tus respuestas tan esquivas.
Me hubiera gustado,
sahumar tu memoria
con mis caricias,
compartir la cultura
de vivencias adquiridas
en ese espacio donde la justicia
adquiere significado,
a tu lado,
para mí, el único lugar
que, en verdad, es vida.
Me hubiera gustado besar
tus manos entumecidas
y conseguir para ti
la paz que te han robado
con tantas mentiras.
Me hubiera gustado,
un futuro a tu lado,
para mí, el único lugar
que, en verdad,
es vida.

CURIOSIDAD CULTURA JUSTICIA PAZ FUTURO

África Sánchez López

NO CONSIGO CREERTE

Me convocas a la alegría

de una tormenta pasada,

salta mi desconfianza

porque no me preguntas

si en mi corazón albergo

perdonarte,

lo das por hecho,

yo, que no creo en esa vida

donde todo lo cura el tiempo

sin esfuerzo,

yo, que aún no me he

perdonado a mí misma,

que tengo las tripas

en desguace,

que no he conseguido recuperarme

no puedo decirte hola,

sin sentir que aún escuece

la tormenta,

 te has olvidado de explicarme

como perdonarme

y perdonarte.

No consigo,

abrirme las entrañas,

y aceptar que me convocas

tan solo de palabra.

Te conozco, es mentira.

ALEGRÍA  SALTA  VIDA  DESGUACE  HOLA

África Sánchez López

TODO EN EL COLOR

No suelo ver solo
el colorido del cuadro
por muy luminoso
y variado,
encuentro en las tripas
del lienzo
el grito que esconde
la boca que pinta,
los sentimientos que emanan
de la imposibilidad física
en el manejo de dedos y brazos,
el dolorido silencio, escondido,
en ese dialogo sordo, repetitivo,
que no admite frustración,
es el ardor de la lucha
de todo ser que se supera,
veo la humilde enseñanza
de la experiencia,
que nos enseña
a reírnos de la tragedia.
A vivir en el instante siguiente
donde la vida comienza.

COLORIDO  VARIADO  BOCA  SENTIMIENTOS  EXPERIENCIA

ÁFRICA SÁNCHEZ LÓPEZ

ARTE, EMOCIÓN LIBRE

No existe enjambre de tinieblas

donde  la  voluntad  del hombre

no halle luz que le dé vida,

ni sombra que,

en la genialidad de todo arte

no se transforme sin medida,

en pura realidad sentida.

No se encontrará ergástula segura

para el teatro, para la música,

la pintura, la poesía…

cuando la libertad creativa

en las entrañas nace.

Nos parecerá un milagro

la emoción ajena,

sin embargo, es a través del arte

como conseguimos una unión

más plena,

libre la mirada, fija la retina,

en el cuadro, en la escena,

en la armonía, en la letra…

el goce, una sonrisa.

LUZ  VIDA  MILAGRO  RETINA  SONRISA

                                          África Sánchez López

SIN TÍTULO ( Germán- África)

Amargo,
mi verso es llanto,
mi voz exceso de humo
y oscuro mi cielo.
Mi vida es simple,
pero a dentelladas busco otro mundo en mis sueños,
esperando el deshielo en los corazones del hombre.
Esperando siempre de día, que la tarde se desmaye
y regrese la noche para volver a soñar.
Es que la realidad me duele
y estoy triste,
porque te he visto llorar.
Me duele el silencio,
me duele la cochambre del poder
y me duele la muerte tan fría
que produce el hambre,
la miseria y la soledad.

© Germán Terrón Fuentes

Y a ese dolor me uno
sin poderlo evitar,
me desmayo por instantes,
( como esa tarde
que tú deseas que acabe
para volver a soñar)
asustada sí, de mi pausado llorar
pero rebelde en mis pasos
hacia la libertad
de afear al menos
tanta nauseabunda indiferencia.
Y, haciendo acto de presencia
en mis pasos por las calles
donde la soledad me abraza,
en esos cartones,
en esas esquinas en las que
a un bocadillo llaman manjar,
con los ojos brillantes de frío,
moradas sus manos,
silente su verbo, apagado su brío,
soporto estoicamente
el dolor compartido
del que, se siente olvido.
El todo se me hace sombra,
la impotencia, rabia,
la rabia un grito,
el dolor se vuelve amigo
cuando se comparte,
por eso me uno a ti
y conmigo,
mis amigos de la calle,
y, en esa tarde que empieza
a desmayarse,
hablaremos de tu poema,
de la soledad y del hambre,
y serán de complicidad
nuestras lágrimas, por tanto,
porque en ti,
no nos sentimos olvidados.
Y llegará la noche
con los huesos quebrados,
se nos cerrarán los ojos
de tristeza y desamparo
pero, los húmedos cartones
que apenas nos esconden
de esa cochambre del poder
de la que hablas,
serán aposento de la belleza
con la nos atrevemos a seguir
soñando.
No soy yo querido amigo,
la que te está contestando,
quien congelada duerme
bajo el cielo raso,
tan solo soy un corazón dolido,
que me desmayo por instantes
con el dolor compartido
con mis amigos de la calle.

África Sánchez López

es_ESSpanish
es_ESSpanish